ENFOQUE BIOPSICOSOCIAL Y TERAPIA BASADA EN EJERCICIO CONSCIENTE EN LOS SÍNDROMES DE FIBROMIALGIA Y FATIGA CRÓNICA.

El día 12 de mayo ha sido el día internacional de la fibromialgia (SF) y el síndrome de fatiga crónica (SFC). La línea de investigación de la tesis de uno de los doctorandos del grupo está enfocada en la efectividad del ejercicio consciente en disautonomías, y, como una de las consecuencias de estos síndromes es … Leer más

LA DANZA TERAPÉUTICA

El día 29 de abril es el día internacional de la danza. Como cada vez con más frecuencia, se está utilizando la danza como herramienta terapéutica, hemos decidido dedicarle el post de este mes.  En la mayoría de los cuadros clínicos, el ejercicio físico es una parte fundamental del tratamiento, y, actualmente, es sabido por todo … Leer más

EL EFECTO POSITIVO DE LAS MASCOTAS EN LA SALUD Y EL BIENESTAR

¿Quién no conoce a algún amigo o conocido que tiene mascota en casa? La adopción de mascotas ha sufrido un crecimiento exponencial en los últimos años, con la incorporación de estas al núcleo familiar. Según la FEDIAF 91 millones de hogares europeos tienen un animal de compañía, y pueden gozar de todos los beneficios que … Leer más

La Soledad como animal social

La imagen muestra a un chico solo, sentado mirando hacia su teléfono móvil

A principios de este mes de enero se celebró un encuentro presencial del grupo UMSS con el objetivo de hacer un repaso de lo logrado a lo largo del pasado año, comentar los proyectos que actualmente están en marcha y planificar la actividad del año 2024. Además de permitirnos hacer lo antes mencionado, el encuentro nos recordó la importancia que tiene el sentirse acompañado, que formas parte de un equipo, familia o grupo, y que estás rodeado de gente que comparte creencias, objetivos o propósitos similares a los que uno tiene.

El ser humano es un animal social, que, como al resto de animales que viven en grupos (de mayor o menor medida), evolutivamente le ha sido favorable para la supervivencia el estar rodeado de individuos de su misma especie y funcionar bien como conjunto; ya sea para el reparto de tareas, intercambio de conocimiento y bienes, defenderse de una amenaza, o para que te presten ayuda en momentos de necesidad.

Esa característica del ser humano nos lleva acompañando el suficiente tiempo como para que, a pesar de que formar parte de un grupo ya no sea esencial para la supervivencia del individuo, el mero sentimiento de soledad se correlacione con efectos profundos (directos o indirectos) sobre nuestra fisiología (Freilich CD, 2023). Con una influencia importante sobre aspectos cardiovasculares, inflamatorios, metabólicos y cognitivos, la soledad se establece como una de las nuevas epidemias del siglo XXI, afectando a uno de cada tres individuos en países industrializados, y severamente a uno de cada doce, con las cifras en aumento (Cacioppo JT & Cacioppo S, 2018). La correlación con un aumento de la irritabilidad, depresión, malos hábitos de vida, y estar asociada a un aumento del 26% del riesgo de mortalidad prematura, indica que el impacto de la soledad es comparable en magnitud a otros factores de riesgo de mortalidad bien establecidos; como el consumo de sustancias nocivas, la obesidad y los bajos niveles de actividad física, y convierte la soledad en uno de los principales problemas de salud pública de los países industrializados (Freilich CD, 2023, World Health Organisation).

La soledad es un estado psicológico, que, aunque se ha asociado con cierto aislamiento social objetivo, depresión, la introversión o las escasas habilidades sociales, es subjetivo. La soledad se define como una condición única en la que un individuo se percibe a sí mismo como socialmente aislado incluso cuando está entre otras personas, por lo que no necesariamente una persona sufrirá menos de soledad por tener una vida social más intensa, sino que la autopercepción dentro de su entorno y otros factores de realidad personal son los que finalmente determinarán si la persona sufre de soledad (Pop LM et al. 2022).

Las poblaciones más vulnerables de sufrir de soledad son los adolescentes y las personas de tercera edad (aunque por motivos diferentes), habiendo sufrido un pico importante en la incidencia durante la pandemia del COVID-19 (Hoang P, 2022; Pop LM et al. 2022). En el caso de los adolescentes, pasan por una etapa de desapego de la familia y buscar una nueva identidad. Con el aumento considerable del uso de las redes sociales, sobre todo entre la población más joven (llegando a pasar entre 1 y 5 horas al día conectados), no sólo resta tiempo a la posibilidad de socializar con otras personas en su mismo contexto vital, sino que aumenta la tendencia a compararse con modelos de vida y estándares de belleza irreales y que se sienten inalcanzables, lo que conlleva un empeoramiento de la confianza en uno mismo, la autopercepción y un aumento del sentimiento de soledad (Pop LM et al. 2022). En el caso de la tercera edad, suelen ser las limitaciones físicas y mentales asociadas al envejecimiento las que impiden que sigan participando en muchas de las actividades sociales que solían hacer, y las que acaban por reducir los contactos sociales que tiene la persona a las vistas que recibe en el domicilio, que encima, durante la pandemia también se redujeron drásticamente (Hoang P, 2022).

Hay diferentes mecanismos a través de los cuales el sentimiento de soledad puede tener ese impacto tan potente en nuestra salud (Freilich CD, 2023; Morr M, 2022):

Un posible mecanismo es que una experiencia emocional como la soledad provoca señales fisiológicas que dan lugar a efectos posteriores sobre la salud. Esos efectos podrían ser transitorios o crónicos, y en el caso de que el cambio sea sostenido, podría producir una modificación epigenética. Por lo tanto, es posible que la soledad sufrida de manera prolongada provoque una modificación de la regulación de la transcripción del ADN y, por consiguiente, la expresión de los genes y todos los procesos que estos regulan.

Otra posibilidad es que la soledad tenga una influencia sobre los comportamientos de la persona. Al provocar cambios en el estado y procesamiento mental, mal humor, incluso depresión, la soledad puede propiciar el abuso de sustancias, la mala alimentación, realizar poco ejercicio físico y, en general, preocuparse menos por la salud de uno mismo. También es posible que se dé la relación inversa, es decir, que sean los malos hábitos los que nos lleven a un aislamiento social y finalmente a la soledad.

Algunas de las recomendaciones que da la evidencia científica para evitar la soledad son (Morr M, 2022; Hoang P, 2022): Las intervenciones sociales en un entorno no clínico, como pueden ser actividades físicas en grupo; programas y actividades que se ofrezcan en tu barrio, pueblo o comunidad; foros y conexiones online con personas con las que compartas realmente intereses; las terapias cognitivo-conductuales dirigidas a la cognición y pensamientos intrusivos y mal adaptativos pueden reducir los niveles de soledad; así como practicar mindfulness y meditación formal, que también han demostrado ser efectivas a la hora de combatir la soledad. Incluso se está investigando sobre el uso de agentes robóticos para hacer compañía a las personas mayores que no pueden acceder fácilmente al resto de las posibilidades.

Finalmente, desde UMSS animamos a todo el mundo a intentar rodearte de personas con las que compartas cosas, aprovechar aquellas actividades físicas o mentales que te guste hacer habitualmente para juntarte con otra gente que también disfrute de hacerlo, pasar sólo el tiempo necesario conectado a las redes sociales, y conocer cómo funciona tu mente. Son cosas que te harán estar mejor y sentir que formas parte de algo más grande que tú.

Hermann Fricke Comellas 

Contratado predoctoral Dpto. Fisioterapia

Universidad de Sevilla 

3 de diciembre: Día Internacional de las Personas con Discapacidad

El día 3 de diciembre se celebra el Día Internacional de las Personas con Discapacidad. A lo largo de nuestra vida casi todo el mundo va a sufrir algún tipo de discapacidad transitoria o permanente que hará su situación más compleja. La discapacidad es dinámica, multidimensional y objeto de discrepancia. Así lo refleja el Primer … Leer más

22 de noviembre: Día de la Música

Noviembre: El mes de la música y salud ¿Cómo influye la música sobre nuestra salud? Tradicionalmente, el modelo biomédico ha atribuido como causa de un problema de salud a déficits biológicos o alteraciones estructurales, obviando las dimensiones social, psicológica o conductual. No obstante, hoy día la evidencia actual defiende la existencia de conexiones entre el … Leer más

17 octubre: Día Mundial contra el Dolor 

La imagen muestra las iniciales del grupo UMSS y dentro de ellas, se reproducen las palabras más representativas de las respuestas de los entrevistados

OCTUBRE: El mes del abordaje multidisciplinar del dolor Tratamiento multidisciplinar del dolor crónico El dolor crónico ha sido clásicamente definido como aquel que permanece durante un tiempo mayor a 3 meses. Sin embargo, descubrimientos recientes al respecto de mecanismos fisiopatológicos que intervienen en el desarrollo del dolor crónico hacen que la identificación de la cronicidad del … Leer más

Por qué debes mantenerte activo si padeces de artritis reumatoide

En Grupo UMSS nos unimos al movimiento dirigido por la Organización Mundial de Fisioterapia (Word Physiotherapy) para divulgar el papel de la fisioterapia en el tratamiento y abordaje terapéutico de la Artritis Reumatoide en el día mundial de la fisioterapia, el 8 de Septiembre. Si padeces de Artritis y no sabes qué puedes hacer, ¡Sigue … Leer más

4 de junio: Día Mundial del Superviviente de Cáncer

El cáncer se encuentra entre las enfermedades más mortales a nivel mundial. Su incidencia no para de crecer, existiendo trabajos científicos que estiman que la tendencia será que el número de personas que padecerán algún tipo de cáncer seguirá subiendo de aquí al 2070. Numerosos factores en nuestro estilo de vida como pueden ser el … Leer más